sábado, 18 de junio de 2011

Estado de deshonor

Estado de deshonor
Os dieron a elegir entre el deshonor y la guerra... elegisteis el deshonor, y además tendréis la guerra” (Winston Churchill).
Por doquier se van manifestando síntomas de la desintegración tanto en nuestro país como en el entorno europeo donde desde el principio de la crisis solo se van aplicando recetas placebo para mantener durante el mayor tiempo posible esto que hemos venido a llamar el estado de bienestar, que a estas alturas solo es de ansiedad a sabiendas que el bienestar ya será imposible de recuperar.
Aquí cada uno aparece con su solución particular, Francia y Alemania se ponen ahora de acuerdo para que la ruina de Grecia se aplace y puedan tener las vacaciones de verano aunque después la sea tan  grande que ya no pueda ser recuperable. De lo de España no quieren ni hablar, es igual que Grecia pero multiplicado por diez. Porque como empiecen a abrir los armarios se va a ir al carajo Europa entera.
Aquí los socialistas están velando el cadáver ya putrefacto de Zapatero con sus deudos removiendo los cajones por si queda algo por vender, mientras han puesto a Rubalcaba de enterrador que no se decide a enterrar, porque está pensando  en llevarse los restos para venderlos en su carnicería. Así, vaya uno donde vaya, van saliendo gusanos dispuestos a darse una buena comilona.
En el País Vasco en menos de un mes después de la decisión de los seis idiotas del Constitucional se han entregado las llaves de sus ayuntamientos a la ETA mientras ellos en Francia siguen armando bombas por si acaso y han sumido al resto de los políticos en un estado de terror que saben que la policía municipal estará a las órdenes de los malos, que a sus escoltas no les dejan hacer su trabajo y que les pueden controlar sus datos patrimoniales porque un idiota de Hacienda decidió facilitárselos una vez sabía el resultado de las elecciones y dónde iban a parar. Desde ahi los terroristas podrán acceder a los datos patrimoniales de todos los ciudadanos del país.
Lo de Barcelona y el sainete de la llegada del gobierno catalán al Parlament en helicóptero, ha dado la vuelta al mundo y solo se les ocurre que los indignados que estaban sitiándolos no eran de los suyos y eran de otra nación porque se comunicaban entre ellos en castellano.
Mañana tendremos la marcha de los indignados de extrema izquierda que pasaron de golpe el 22 de mayo de pijiprogres a perroflautas Harán una entrada sobre Madrid  que ha sido autorizada por el enterrador que dice sentir simpatía por ellos y le conviene a sus intereses electorales así no les manda la policía a desalojarlos en nombre de la prudencia. La realidad es que Rubalcaba ya no controla absolutamente nada de lo que está ocurriendo. 

España está enferma, gravemente infectada por el virus de quienes han creido que el Estado es suyo, quienes apoyan el terrorismo, lo justifican o de quienes les conceden cobertura legal. Cuando una sociedad ignora la sangre derramada y elige como representantes suyos a quienes la provocaron, cuando se otorga el voto a los asesinos o a quienes les justifican, se pierde todo referente ético. Y eso es precisamente lo que tenemos en este momento.

7 comentarios:

  1. Montesin

    Un apunte sólamente ya que algunos/bastantes han interrogado sobre la cuestión.

    Primero, no soy ni abogado ni experto en la Ley de protección de datos.

    Lo que sí entiendo es que solicitar expresamente que determinados ayuntamientos ahora en manos de pro-etarras, NO PUEDAN ACCEDER A NUESTROS DATOS PERSONALES es prácticamente decirle a Bildu-Eta-Sortu-Batasuna-HB hacia donde deben mirar ¿me explico?

    Primera regla de autoprotección: PASAR DESAPERCIBIDO, o sea, todo lo contrario a iniciar un procedimiento para que no tengan acceso a tus datos ya que lo primero que tendrán es acceso a TU denuncia. Ya saben quien eres, donde vives y como piensas.

    Debería ser el Estado de Derecho el que nos protegiese de este tipo de cosas de oficio, sin necesidad de que cada uno "dé el cante" porque entonces....estás "fichado".

    Otra cosa es que el Estado de Derecho haya claudicado ya (lo sabemos a ciencia cierta hace meses) ante el terrorismo. Ahí sólo puedo dar una recomendación pero me temo que sería un delito hacerlo.

    ResponderEliminar
  2. Juan Caamaño

    ¡¡SE ACABÓ!!! no pienso hacer ni una sola declaración de renta más hasta que Bildu sea ilegalizada, ni por las buenas ni por las malas.

    ResponderEliminar
  3. Clark_Ke

    Maldito PSOE amigo y colaborador de la ETA y la maldita ETA amiga y colaboradora del PSOE. Ambos están implicados en el 11-M.
    Ambos deberían ser ilegalizados.

    ResponderEliminar
  4. konors

    Desde luego esta es la gota que rebosa el vaso y ha llegado el momento de indignarse seriamente con este gobierno surgido del 11M y que ha cedido a todos los chantajes de ETA, traicionando a los españoles y arruinando el pais moral, social, institucional y economicamente.
    ¿Hasta cuando vamos a aguantar soportando la inepcia, la mentira y el terrorismo?

    ResponderEliminar
  5. Carassius Auratus

    No me cabe duda de que los separatistas nos van a conducir a una dictadura. Todavía no tengo claro cómo va a ser esa dictadura, pues se suele pensar en una dictadura militar, pero no es esa la única posible. Precisamente, creo que el ejempl...o de dictadura franquista es la menos probable. Pudiera ser una dictadura de "gobierno de concentración", que protegiese los privilegios de las clases políticas (conscientes de sus PROPIOS intereses), con probabilidad surgida a partir de la declaración de independencia de las regiones catalana y vasca, gobernando sobre los restos de la nación y, por supuesto, con supresión del estado autonómico. Pudiera ser otro tipo del que todavía no veo perfil.

    ResponderEliminar
  6. Alberto Olivera Muxí

    Vaya con que gentuza nos toca vivir

    ResponderEliminar
  7. Somaespo

    ¡Que verguenza, qué escándalo, que abuso, que indefensión, que basura de políticos! ¿Cómo hemos podido caer tan bajos? ¿Hasta cuando vamos a aguantar esta ignominia? ¿Nadie puede evitar ésto?

    ResponderEliminar