domingo, 24 de enero de 2016

¿Puede España funcionar sin Gobierno?



La insólita situación creada a raiz de las elecciones del 20D deja abiertas algunas posibilidades en el caso que ningún líder pueda o quiera formar gobierno. Ni siquiera la suma del Partido Popular y Ciudadanos ni la del PSOE y Podemos permitirá formar gobierno sin al menos el apoyo o la abstención de otros grupos parlamentarios. Por primera vez en más de 38 años -desde 1977- un mes después de las elecciones generales la opción de que se repitan las elecciones a Cortes Generales se plantea en serio como la salida a una situación de bloqueo político.

Las elecciones generales del 20 de diciembre dejaron un panorama inédito en España: por primera vez en muchos años las urnas no han dejado claro quién gobernará el país durante los próximos cuatro años, e incluso se baraja abiertamente la posibilidad de que haya que repetir los comicios. La situación de interinidad del actual Ejecutivo se va a extender y una duda comienza a surgir: ¿Puede España funcionar sin un Gobierno electo trabajando?

Podría ocurrir que pasemos largos meses sin que se lleguen a formar las alianzas necesarias, sean de uno u otro signo para arrancar, lo que podría producir una parálisis que nos retrotrajera a los tiempos mas virulentos de la crisis. Mientras seguiria el gobierno de Rajoy en funciones incapacitado para tomar ninguna de las grandes decisiones que requiere nuestro pais. También el rey podría nombrar a una personalidad independiente que encabezara un gobierno de tecnócratas con el fin de que la máquina estatal no se llegue a paralizar. Pero hay que empezar a pensar que vamos a estar un largo tiempo sin gobierno lo que no puede ser tal malo.

No hay más que mirar el caso de Italia para aceptar que es posible que un país continúe adelante sin un Gobierno electo al frente. También está ahí el ejemplo de Bélgica: en este estado también habituado a la inestabilidad, en 2010 y 2011 el gobierno estuvo en funciones más de un año por la imposibilidad de llegar a un acuerdo tras las elecciones. A pesar de ello, el Producto Interior Bruto mejoró en esa etapa, el déficit público se redujo y el paro bajó. Todo parece, por tanto, acostumbrarse y saber adaptarse a que el país funcione sin Gobierno. “Senza Governo funzionamo meglio”: “sin gobierno funcionamos mejor”, dicen a menudo muchos italianos ante la inestabilidad política que se ha hecho crónica en un país que en 70 años ha tenido 63 ejecutivos.

Meses de espera desde la convocatoria del 20-D

El rey completó la ronda de consultas con los representantes de los grupos políticos con representación parlamentaria y la situación continúa estando muy abierta. Al menos el viernes 22 de enero, cuando Felipe VI recibió a Pablo Iglesias, Pedro Sánchez y Mariano Rajoy, los grandes partidos se mantenían en sus posiciones.

Por ahora no se vislumbra ningún pacto suficiente para investir a un presidente con la mayoría requerida. El rey no tiene tiempos tasados y puede proponer al Congreso que se someta a votación un candidato cuando él considere, pero después de esa primera sesión de investidura hay dos meses de plazo máximo: si en ese tiempo no se ha elegido a un presidente, se disolverían las Cortes y se convocarían de nuevo elecciones.

En el mejor de los casos quedan varias semanas antes de que haya nuevo gobierno, pero es probable que las negociaciones se extiendan aún más en el tiempo. Si finalmente no hay acuerdos y todos los candidatos fracasan en conseguir al menos mayoría simple (más votos a favor que en contra, sin contar abstenciones), habría de nuevo elecciones, que se celebrarían en torno al mes de mayo y volvería a transcurrir más de un mes antes de tener gobierno.

Mariano Rajoy puso punto final a la legislatura el 26 de octubre, cuando firmó el decreto de disolución de las cámaras y de convocatoria de las elecciones. Su gobierno pasó oficialmente a estar en funciones tras las elecciones del 20 de diciembre, pero ya desde la convocatoria de elecciones pasó a tener un perfil más bajo.

¿Qué consecuencias tiene para España estar meses sin un gobierno electo y seguir con un ejecutivo en funciones durante meses y meses? No son pocas las voces que reclaman que los políticos lleguen a un pacto de forma urgente para que el nuevo gobierno se ponga a trabajar de inmediato en los problemas que tiene el país, como son la economía y el desafío independentista en Cataluña.

El miedo principal: el castigo a la economía

La consecuencia más clara de este período de interinidad es la indefinición del rumbo político de España. El actual Gobierno de Rajoy se sigue reuniendo en Consejo de Ministros pero sólo aprueba acuerdos y reales decretos sin mucho contenido político, más allá de cuestiones urgentes y rutinarias.

Mientras tanto, no se toman medidas de calado ni a largo plazo en materia económica, en la lucha para reducir el desempleo, en asuntos del Estado del Bienestar como la sanidad, la educación o la pensiones, en reformas instituciones y contra la corrupción o en materia de seguridad y frente al terrorismo.

En un escenario en el que la incipiente recuperación de la economía es todavía débil, uno de los miedos de muchos responsables políticos, pero también de agentes económicos y empresarios, era que la incertidumbre y el retraso en la formación del nuevo Gobierno preocupara a los inversores internacionales y provocara un encarecimiento de la deuda pública y un repunte de la prima de riesgo.

Sin embargo, la subida ha sido muy ligera y provocada sobre todo por la caída del bono alemán, ya que la primera de riesgo es el diferencial entre la dueda soberana española y la de Alemania. Por tanto, todavía no se puede decir que España esté sufriendo un castigo en los mercados por si situación política.

Los inversores, a la expectativa

Que la incertidumbre política no se haya reflejado todavía en la prima de riesgo no significa que no esté teniendo consecuencias en la economía. Los resultados del 20-D, que dejaron un parlamento fragmentado y con difíciles opciones de pactos para gobernar, pusieron en alerta a muchos inversores.

Muchos bancos, empresas y fondos han congelado sus planes para invertir en España y poner en marcha nuevos proyectos en los que comprometerían muchos millones de euros a la espera de que se aclare el panorama político. Si bien algunos temen concretamente un gobierno de izquierdas que pueda tomar medidas contra las grandes entidades y operaciones financieras, la precaución general se debe a que prefieren esperar a saber los planes concretos del nuevo Gobierno, para no verse atrapados por cambios legales y regulatorios.

Esta paralización ya se ha concretado en el sector bancario. En agosto los presidentes de los grandes bancos (Santander, BBVA y Caixabank) pactaron con Luis de Guindos esperar a después de las elecciones antes de acometer la reestructuración financiera con las últimas fusiones y absorciones de entidades medianas.

Ahora, el complejo panorama político y la posibilidad de repetir las elecciones en mayo ha llevado a los presidentes de las entidades bancarias a dejar las operaciones para el año que viene.

El principal reto político sigue siendo Cataluña

En el plano económico se puede destacar un factor no tan negativo. Y es que los Presupuestos Generales para 2016 ya están aprobados, por lo que existe menos urgencia en ese sentido: la situación hubiera sido mucho peor si el bloqueo parlamentario para elegir a un nuevo Gobierno se hubiera producido en la segunda mitad del año, o directamente en otoño, lo que hubiera impedido aprobar a tiempo unas cuentas para el próximo año.

La cuestión política más importante a la que se enfrentará el próximo ejecutivo, sea del color político (o colores, más bien) que sea, es el independentismo catalán. Aunque haya declaraciones contradictorias, la elección de Carles Puigdemont facilitó el camino a los partidarios de la secesión de Cataluña, aunque el nuevo presidente de la Generalitat también ha descartado una declaración unilateral de independencia y al mismo tiempo ha puesto en tela de juicio ese plazo de 18 meses para conseguir el “estado propio”.


En cualquier caso, el acuerdo que PP, PSOE y Ciudadanos mantienen sobre este asunto, en el sentido de no permitir de ninguna manera una ruptura de la unidad nacional, permite prever que sea cual sea el acuerdo de Gobierno que se termine fraguando, una amplísima mayoría de las Cortes -en torno a los 250 de 350 diputados- se mantiene firme en no aceptar la hoja de ruta hacia la independencia de Cataluña.

Por otro lado, la indefinición política puede frenar la proyección exterior de España. No cabe duda de que un Gobierno en funciones tiene menos presencia y menos actividad en la esfera internacional, al mismo tiempo que otros países y actores de la escena mundial están expectantes ante la llegada del nuevo presidente.

30 comentarios:

  1. Anubis

    El gobierno en funciones tienen un presupuesto aprobado para el año 2016, y el PP dispone de más de 1/3 de los diputados en el Parlamento por lo que no se pueden modificar ni leyes fundamentales ni la Constitución sin su intervención. Una situación en principio cómoda, con un crecimiento de la economía de más del 3% del PIB y crecimiento del empleo. La caida del precio del petróleo favorece bastante a España, y la política monetaria expansiva del BCE también...

    ResponderEliminar
  2. Champú

    Es lo mejor que puede pasar. Porque de gobernar Sánchez tendremos el peor gobierno de la historia de España. Y mira que es difícil hacerlo peor que el antigobierno de ZP y sus ministros.

    ResponderEliminar
  3. Azote

    Bélgica,en su día,estuvo 3 años sin Gobierno y estuvieron mejor que nunca.Lo que demuestra,que los principales problemas de cada país,son sus políticos.Y en España,no tiene que ser diferente.Sin Gobierno,los golpistas siguen haciendo de las suyas,siguen soltando asesinos terroristas de ETA y otros,los Pujoles libres sin cautelares siquiera,los sicarios Podemitas dando lecciones de honestidad,etc.Total,que seguimos igual y no tenemos gobierno.Y hasta ahora,como que tampoco los tuvimos.

    ResponderEliminar
  4. Pelayo Alarcos

    creo que no le hace ni puñetera falta los políticos que tenemos

    ResponderEliminar
  5. Alfredo Manzanedo Pérez

    Sí,y seguramente mejor.

    ResponderEliminar
  6. Trinidad Romero Roldan

    pero que no cobren !!!!

    ResponderEliminar
  7. Toni Martinez

    siiiii y quizas mejor que con el en belgica han estado año y medio y no ha pasado nada

    ResponderEliminar
  8. Alfredo Manzanedo Pérez

    Sí,y seguramente mejor.

    ResponderEliminar
  9. Manuel Gonzales Abril

    Claro que sí

    ResponderEliminar
  10. Juan Manuel Corbi Sirvent

    Ha estado funcionando cuatro años.

    ResponderEliminar
  11. Raquel García Molina

    claro, mejor que no hagan nada, cuando hablan unos y otros dan miedo

    ResponderEliminar
  12. Xemita Xema

    si funciono con zapatero puede funcionar hasta con copito de nieve que en paz descanse

    ResponderEliminar
  13. Manuel Severino Oporto

    pero un gobierno comunista tampoco sirve. Se solucionará pronto esto?

    ResponderEliminar
  14. Xavier Valderas

    De momento para el presente año 2016 los presupuestos ya se aprobaron el año pasado, y haya gobierno o no, el país tendrá que funcionar con esos presupuestos, aunque aparentemente no se gobierne ni se legisle (igual tampoco podría legislar mucho un gobierno de izquierdas, cuando en el Senado la mayoría absoluta de derechas vetaria cualquier iniciativa legislativa). Claro que si al final tenemos un gobierno de izquierdas ( PODEMOS-PSOE), van a despilfarrar en todo lo que puedan el presupuesto de 2016 que aprobó la mayoría absoluta del PP. Pero llegados para el presupuesto de 2017, ese ya sería otro tema, aunque dudo cómo encajarían las cuentas y la tributación para financiarlas.

    Desde luego el problema es llegar a 2017 y seguir sin gobierno y entonces, para el presupuesto de 2017...¿se tendrán que prorrogar los que se aprobaron en 2015, si es que hay algún mecanismo legal que lo permita (porque eso yo lo desconozco)?.

    Además lo malo de un país sin gobierno es que los privilegiados funcionarios de la nómina vitalicia ( unos 4 millones en nuestro país) practican más que nunca el absentismo, aprovechándose de la situación, como ya se ha visto recientemente en Italia y el gobierno italiano ha tenido que sacar una ley para facilitar el despido de funcionarios (grandes privilegiados por sus enchufes vitalicios y bien pagados) que abusaran con la práctica injustificada del absentismo.

    ResponderEliminar
  15. Rosario Ruiz Jimenez

    Estupendamente para lo que hacen....

    ResponderEliminar
  16. Angel Ballon Cue

    De momento estamos funcionando muy bien y no hay gobierno alguno.

    ResponderEliminar
  17. Emilio Guirao

    Viendo como funciona cuando lo tiene se puede llegar a la conclusión que sin gobierno funcionaria mucho mejor Total, para lo que hacen...

    ResponderEliminar
  18. Eduardo Mateo

    Belgica estuvo asi durante mucho tiempo..
    E Italia casi 3 años con gobiernos que se disolvian al mes de constituirse

    ResponderEliminar
  19. Brunone Pelusone

    Cuando vivía en Italia estuvimos sin gobierno casi un año y fue una época de crecimiento económico en Italia

    ResponderEliminar
  20. Cornoran Garcia

    Mejor sin gobierno, así seguro que no hay choriceo.

    ResponderEliminar
  21. Juan Jose Ramajo Garcia

    DE MOMENTO EL PRINCIPE DE ASTURIAS, HOY REY, ESTA MAS CON LA IZQUIERDA DE PODEMOS QUE CON LA DERECHA. EL SEPARATISMO DE CATALUÑA SE ARREGLA CON LA ACORAZADA " BRUNETE", Y DOS TERCIOS DE LA LEGION
    FRANCO LO HUBIESE SRREGLADO PISTOLA EN MANO. Y ESTE NIÑATO, AL QUE LE PAGAMOS TODOS LOS EDPAÑOLES, NOS VA A METER EN LA GUERRA PARA SALIR AIROSO DE LA VIDA. NO SE PATS QUE PAGAMOS UN REY, AL QUE, CON TODA SU FAMILIA Y EL UNDARGARIN, TENIAN QUE ESTAR TODOS EN LA CATCEL POR DESFALCO. Y REMODELAR LA LEY ESA DE QUE TODOS SOMOS IGUALES ANTE LA LEY. UN FACHA

    ResponderEliminar
  22. Santiago Nuevo Fernandez

    la que parece que nadie quiere,pero nadie renuncia

    ResponderEliminar
  23. Sgjypunto Gjypunto

    si que puede funcionar, de hecho estoy mas que convencido de que sin políticos todo serían beneficios...

    ResponderEliminar
  24. Cornoran Garcia

    Mejor sin gobierno, así seguro que no hay choriceo.

    ResponderEliminar
  25. Ernesto Fuster Mata

    para lo que hacen que solo estan para joder al trabajador para eso que no esten..

    ResponderEliminar
  26. Alfredo Manzanedo Pérez

    Pues claro,lleva cuatro años haciéndolo.

    ResponderEliminar
  27. Manuel Ferrería

    ¿Por qué entre los 100 países con mayor bienestar del mundo no hay ninguno comunista y son los ciudadanos de países socialistas - comunistas los que han tenido que saltar vallas o huir en balsas para ir a vivir y no morir de hambre a países capitalistas durante los últimos 50 años ? Stalin asesinó a 60 millones de personas y Mao a 50 millones .... Cuando cayó el muro cayó el comunismo , y los 3 reductos que quedan (Venezuela , Cuba y Korea del Norte ) no son ejemplos ni democráticos , ni de estado del bienestar mínimo y sin embargo si que están entre los primeros lugares del mundo donde cada año mueren personas de hambre y violencia por miles. ¿ A quien quiere engañar Podemos?

    ResponderEliminar
  28. Jeronima Alcubilla Fornaris

    Cuanto antes se ponga,el Sr.Rajoy las pilas mejor

    ResponderEliminar
  29. Jeronima Alcubilla Fornaris

    Cuanto antes se ponga,el Sr.Rajoy las pilas mejor

    ResponderEliminar