lunes, 11 de noviembre de 2013

Ximo Puig, Nuria Roca y Canal9


 



El cierre de Canal 9 con un cuarto de siglo de existencia ha causado una verdadera conmoción a la izquierda valenciana. Dejando aparte la dolorosa situación de paro que van a quedar una serie de familias de unos profesionales que ven desaparecer sus fuentes de ingresos. Todo lo que solo hace unos pocos días el PSPV y querían hacer desaparecer por sectaria, ahora todos ellos se manifiestan para que no se cierre.  Todos los partidos de la oposición en las Cortes Valencianas han exigido hoy la dimisión del presidente de la Generalitat, así como la celebración de elecciones autonómicas anticipadas por la "cacicada" que a su juicio supone el cierre de Radiotelevisión Valenciana.

Los trabajadores de la Radio Televisión Valenciana (RTVV), han decido resistir emitiendo comunicados a través de las emisoras, ahora sacando a la luz una serie de irregularidades en la contratción de profesionales y la gestión de la emisora, mientras hasta todos ellos habían permanecido en silencio, cobrando unos sueldos muy generosos. No hacen más que darle razones al Presidente Fabra para el cierre. Esta será una batalla perdida a corto plazo dado que al cortarse el flujo del dinero, veremos deshinchar este globo.

 El secretario general del PSPV, Ximo Puig, ha exigido este miércoles al presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, la disolución de las Corts y la convocatoria de elecciones anticipadas tras la decisión del Consell de cerrar Radio Televisión Valenciana (RTVV), lo que ha sido, a su juicio, "la peor solución para la peor gestión". El mismo había estado abogando públicamente por su desaparición alegando su coste y la audiencia obtenida. Ahora está diciendo todo lo contrario y exige la continuación de Canal 9 y pidiendo la dimisión de Fabra. El dirigente socialista ha informado que reclamarán la convocatoria de elecciones en el primer pleno del parlamento valenciano y que ésta será una línea estratégica a partir de ahora.

El líder del PSPV ha exigido también una comisión de investigación en la cámara autonómica para conocer el origen de la deuda de RTVV, que ha cifrado 1.300 millones de euros, y ha advertido de que llevará ante Fiscalía la información y contratos que obtengan y que hayan llevado al agujero económico en la sociedad pública, algo indispensable, siga abierto o no RTVV. Con este mismo sentir se manifestaba esta mañana el síndic de Compromís, Enric Morera, que pedía a Fabra "que dejara paso si no se ve capaz".

Los partidos de la oposición en las Corts Valencianes han exigido hoy la dimisión del presidente, así como la celebración de elecciones autonómicas anticipadas por la "cacicada" que a su juicio supone el cierre de Radiotelevisión Valenciana. Lo cierto es que Fabra con puñetazo sobre la mesa ha logrado el aplauso y respeto de una gran cantidad de valencianos que no están dispuestos a soportar por más tiempo los elefantiásicos gastos de un medio que apenas ve actualmente el 4% de la comunidad.

­La presentadora Nuria Roca fue la única voz crítica en el acto de resistencia de anteayer. No se limitó a conducir el evento, sino que, al final de los discursos previos a Fabra, intervino para admitir que sus años viviendo fuera de Valencia no le habían alterado su pasión por su tierra, pero sí su orgullo. «En estos años se han hecho cosas bien y otras que no han perjudicado. No sería sincera si no tuviera este espíritu crítico».

En su blog, Nuria Roca colgó un artículo titulado «¿Por qué estaré esta noche en Valencia?» en el que lamentó los «insultos». Explicó que hace semanas la Generalitat le propuso conducir un acto para mejorar la imagen de la Comunitat y que le aseguraron que era una iniciativa en la que la «verdadera protagonista sería la sociedad valenciana» y no un acto propagandístico del Consell. Quiso comprobar por ella misma que todo el mundo estaba convocado. «Ayer mismo», añadió, se enteró de que no asistía la oposición ni los sindicatos, algo que le «entristece». Cualquiera, dijo, «sabe lo crítica que he sido con el PP». Por la noche, dejó patente su distancia.


Ayer hubo manifestaciones en Valencia, Alicante y Castellón contra en cierre definitivo del Canal Nou, con la asistencia de más políticos que televidentes que constituyeron aparentemente una gran manifestación, cuya gran parte estaba relacionada o con los partidos de izquierda o sindicatos o bien los profesionales de la emisora, que probablemente no podrán cambiar la decisión tomada. Se notó la ausencia de la mayoría que no está implicado en este cierre, que ahora mismo ya dan por desaparecido este medio, algo que ocurrirá de oficialmente de manera irreversible a partir de su votación en el Parlament, en la sesión prevista para el 28 de este mes.

10 comentarios:

  1. Marisa Vampi

    todas las televisiones autonomicas se deberian cerrar y rtve , mas de lo mismo, que sean privadas ,yo no tengo que pagar por algo que ni es necesrio , ni uso , ni me interesa, yo necesito hospitales, colegios, ayuda a los "dependientes" ayudas a los parados......... que se les den failidades para montar empresas a los autonomos, TEVISIONES ?.......... NO GRACIAS.

    ResponderEliminar
  2. Teodoro Llamas Fernandez

    Movimiento Ciudadano

    ResponderEliminar
  3. Gabriel Martorell Medina

    http://politica.elpais.com/.../1320434665_183171.html
    Las televisiones autonómicas, un agujero sin fondo y sin audiencia | Política | EL PAÍS

    ResponderEliminar
  4. Amparo Ruiz

    y ahora que Tarraga tiraste a Andalucia y te han dado la pata donde tu hijo tenia que tomar ejemplo jodete

    ResponderEliminar
  5. Dorothy Lopez Gutierrez

    a todas las chupopt@s de canal nou que les den y a todas las falleras que empleaban por su cara bonita lo mismo que les den ,,lastima de los pocos trabajadores que si de verdad trabajaban hay ,por lo de mas el 75 % eran hijos , nietos , sobrinos , cuñados o amigos de mengano y ni pisaron ese edificio jamas .

    ResponderEliminar
  6. Dorothy Lopez Gutierrez

    todos los familiares y amigos de algun mandamas de la cadena o de la misma generalitat acababa empleado hay y mas los que eran buenos para nada , todas las falleras mallores de valencia igual , ves sumando años y empleados fantasmas , eso si los sueldos no eran fantasmas eran reales y salian de nuestros impuestos , con solo decirte que si hubieran ido a trabajar solo la mitad de los que cobraban sueldos de la dichoza cadena pepera , si hubieran ido solo la mitad el mismo dia hay no cave ni una cucaracha con eso hazte una idea

    ResponderEliminar
  7. Miguel Angel Infantes Gonzalez

    en ANDALUCIA, NO

    ResponderEliminar
  8. Antonio Torres Chica

    Siento mucho lo del canal 9 de valencia,solo por los trabajadores que ellos no tienes ninguna culpa,son los políticos corruptor y avariciosos que cuando ven dinero se vuelven locos y se lían hacer obras faraonicas que después no sirve o sirve para bien poco

    ResponderEliminar
  9. Ricardo Bellés Sagarminaga

    que fácil es ahora protestar, pero cuando fue el momento, callados como cobarde y pelotas..

    ResponderEliminar
  10. Paco Morales

    Yo no era partidario del cierre de RTVV, pero si soy partidario de una desinfección total de esa casa por la cantidad de putrefacción existente despumes de tantos años de dominación ultra conservadora

    ResponderEliminar