miércoles, 5 de junio de 2013

El Saqueo de Andalucia (50) - "Dinero para asar una vaca"

 
Dentro del sumario que lleva a cabo la Juez Alaya sobre el caso de los ERES de Andalucía, hemos conocido ahora las declaraciones de algunos de los imputados Esta es una de las confesiones más gráficas por parte de uno de los imputados.

La madre de Juan Lanzas le confesó a uno de los guardias civiles que estaban registrando la finca en busca del dinero de los ERES, que su hijo tenía “dinero pa asar una vaca” pero que no lo iban a encontrar en la finca. Orgullosa de su hijo remachó con la afirmación de que su hijo "le metía veinte o veinticinco mil euros en la cuenta todas las semanas".

La expresión tiene su aquel, una cosa rural y atávica que nos hace casi enternecernos con la mujer, orgullosa de que su hijo y ella, como una infanta de España o una ministra de Sanidad cualquiera, que no pregunta de dónde saca pa tanto como destaca.

Mas corriente queda lo de una cámara que tenía en la finca, llena de jamones pata negra porque a la mayor parte de nosotros no se nos ocurre asar una vaca en un día cualquiera, pero es ver un jabugo –o incluso un guijuelo– y darle al cuchillo jamonero es algo que hemos podido contemplar en alguna ocasión como si fuera Paganini con su violín. 

Qué oportuno, por cierto, el nombre del maestro italiano: un servidor, ni jamón de pata negra ni vaca que asar, pero lo que es paganinis, un rato, a ver si no quién ha pagado lo de Lanzas y lo de todos los demás.

Un detalle que merece reflexión es la conciencia de impunidad con la que unos y otros movían, y lucían, el fruto millonario de la corrupción, No obstante, más allá de la cosa cárnica, la vida del buscón Lanzas, y también la de su sosias, el famoso chófer de la coca, las fiestas y las copas, abre un interrogante sustancial sobre el conjunto de la trama: si un mero exsindicalista y el cochero de un director general movían esa pasta... ¿de qué fantásticas cantidades totales no estaremos hablando?. Porqué robando así de feo, no se puede levantar un país.

12 comentarios:

  1. Tobalo Torres

    donde están los sindicatos y el pueblo..tenían que estar todos los días en el domicilio de este chorizo. y no dejarlos en paz....o todavia existe lo de señorito..fuera todo esto

    ResponderEliminar
  2. José Raúl Sánchez

    Putero y cocainomano, todo con dinero público... con dos 00, esto solo pasa en Españistán

    ResponderEliminar
  3. Dana Maria Dana

    que chorizos, que poca verguenza y mas cositas que me callo. QUE NO SALGAN DE LA CARCEL, PERO QUE DEVUELVAN LO ROBADO A TODOS LOS ANDALUCES. SINVERGUENZAS

    ResponderEliminar
  4. Dana Maria Dana

    APAÑADOS ESTAMOS TODOS LOS ANDALUCES Y ESPAÑOLES CON ESTA PANDILLA DE LADRONES, SEAN ROJOS, AZULES O AMARILLOS

    ResponderEliminar




  5. Ana Lucía

    Un intruso era un 'Señor Especial'. Con esta denominación, la aseguradora Apra Leven concedía “un trato especial y diferenciado de los demás” a los intrusos beneficiados con pólizas de renta colectivas. Estas personas carecían de derecho alguno a ello por no haber trabajado en las empresas que sufrían proceso de reestructuración de plantilla, como consta en el acta de la declaración del pasado 21 de marzo ante la juez Mercedes Alaya de Eduardo Pascual, exdirectivo de la aseguradora-consultora Vitalia, una de las empresas vinculadas a la trama de las falsas prejubilaciones en Andalucía.

    Según la documentación que obra en poder de El Confidencial, se especifica en el anexo de uno de los 51 tomos del sumario de los ERE falsos que lo de “señor especial” figura como “ejemplar del tomador” y que no se procedería a enviar a éste, sino que lo retenía la plantilla de Apra Leven: “Este original lo guardamos nosotras!!!..”. Luego, en asterisco, figura otro aviso: “Ojo!! Si alguien pidiera copia de este certificado primero comentar con Rosario”. El sumario no especificaba quién era Rosario.

    ResponderEliminar
  6. Juan Manuel Reina Alba

    Con solo levantar un ladrillo, esta pagado. El sabe cual ladrillo.

    ResponderEliminar
  7. Felix Curruscuchu

    Una mierda de justicia, si un pobre roba un pollo para comer, éste va a la carcel, asi es nuestra justicia.

    ResponderEliminar
  8. Rosa Maria Vincent Badal

    Pero no pasa nada a nadie. Te pueden meter en la carcel por robar una botella de leche en un super pero por estas cosas nada de nada. Ya se han acostumbrado esta gente a robar a manos llenas que ya no hay madre que le pregunte a su hijo si esta obrando legalmente o no. Es la corrupción a gran nivel, a toda escala. Y a los que no somos politicos, ni afiliados a partidos, ni sindicalistas, ni banqueros, ni en altas esferas o medias de la justicia, los de a pie hemos de mantener al pais y a todos estos sin rechistar y sabiendo que ninguno va a pagar por nada y si estan un ratito en la carcel, que lo dudo, cuando salgan les estará esperando el dinerito a buen recaudo.

    ResponderEliminar
  9. Miguel Angel de Linares

    así nos va a los andaluces!!!

    ResponderEliminar
  10. Valiente pandilla de sinvergüenza que van luciendo su orgullo de ser andaluz pero se cagan todos lo días encima de su propio pueblo. Tienen tan pocos escrúpulos que encima roban el dinero destinado a los más desfavorecidos. Me pregunto de que clase de útero salieron estas personas cuya ambición no tiene medida. En nada se diferencias a los golfos de PP han hecho lo mismo por lo tanto son tan fachas e indeseables como los otros.

    ResponderEliminar
  11. Abdul Salazar Carballo

    la mierda del color que sea en mayor o menor intencidad huele mal ---------SOLUCION ---METERLOS A TODOS AL INODORO Y TIRAR EL AGUA PERO MUCHA ...PARA QUE LIMPIE-----CLARO SI NO APARESE UN JUES ECOLOGISTA DEFENDIENDO QUE EL PROSESO DE DEFECACION ES NATURAL ---CONCLUSION ESTAMOS COMO AL PRINSIPIO ,,,,,,,,,VAYA MIERDA

    ResponderEliminar
  12. Mariadolores A. Estevez

    Sigo diciendo cuando veo esto me viene a la mente la frase (milana bonita) señoritos andaluces,,,

    ResponderEliminar