martes, 11 de junio de 2013

El devenir de las pensiones



El Comité de Expertos que ha asesorado al Gobierno a la hora de reformar el sistema público de protección social, liquida en su informe el tradicional sistema de actualización de las pensiones en función del coste de la vida. En el futuro, el criterio que se tendrá en cuenta es mucho más complejo. Hasta el punto de que las pensiones evolucionarán en función de los gastos e ingresos del sistema en términos estructurales. Es decir, al margen de factores coyunturales. Adiós a la revalorización automática de las pensiones en función del IPC

¿Qué quiere decir esto? Pues que las pensiones evolucionarán en coherencia con lo que lo haga la economía. Pero no sólo eso. También se tendrá en cuenta la esperanza de vida de todos y de cada uno de los pensionistas. Lo que no está nada claro todavía es cuándo entrará en vigor la doble fórmula. La opinión mayoritaria de los sabios es aplicar este factor dentro del periodo 2014 a 2019, si bien, aseguran, existen razones de peso para que se haga lo antes posible, aunque teniendo en cuenta las diversas circunstancias de los colectivos afectados por la última reforma. La última palabra la tendrá el Gobierno.
También es posible que el nuevo mecanismo entre en vigor de forma transitoria. En todo caso, no se tocará la edad de jubilación a los 67 años en 2027, ni se adelantarán los periodos transitorios previstos en la vigente ley.

Por ejemplo, para los pensionistas que se jubilen en 2015  con 65 años, el Factor de Equidad Intergeneracional supondría multiplicar la pensión mensual inicial que les corresponde según las reglas actuales por 0,9928, el resultado de dividir la esperanza de vida a los 65 años en 2014 (20,27; aproximadamente, 20 años y tres meses) por la esperanza de vida a los 65 años en 2015 (20,42; aproximadamente, 20 años y cinco meses), tal como están estimadas por el INE.
Los expertos aseguran que con las proyecciones actuales de esperanza de vida, este coeficiente sería igual a 0,9339 para los pensionistas que se jubilen con 65 años en 2024, y a 0,8797 para los que lo hagan en 2034. Como se ve, aseguran, hace falta que pase mucho tiempo para que este factor de equidad intergeneracional tenga efectos sustantivos en el cálculo de la pensión inicial (-12%). Es decir, que la aplicación del Factor de Equidad Intergeneracional “dará lugar a una pensión inicial que irá disminuyendo respecto a su base reguladora, como consecuencia de que la pensión se disfrutara durante más tiempo al aumentar la esperanza de vida”.
Los expertos explicaron con orgullo, sin duda justificado, su análisis sobre la situación y sostenibilidad del sistema, pero ocultaron deliberadamente el desastre que se avecina sobre los jubilados actuales y futuros. Pasaron una y otra vez la responsabilidad de su aplicación a los políticos, aunque saben que los políticos se basarán en su trabajo para aplastar a los pensionistas. Sobre todo, escondieron las consecuencias efectivas de la situación, como que a partir de ahora los pensionistas perderán poder adquisitivo año tras año con velocidad y profundidad aceleradas, explicando imposibles de si la economía y los cotizantes crecen y las vacas vuelan, entonces las pensiones no bajarán, sino que subirán.
Los doce sabios encargados de explorar un nuevo modelo del sistema de pensiones han propuesto, y ahora es el Gobierno el que ha de tomar la decisión política. Esperemos que no lo haga unilateralmente ni se pase el Pacto de Toledo por el arco del triunfo. Pero con toda seguridad el desenlace pasará por el sacrificio, mayor o menor, de quienes no están o no van a estar en condiciones de pagarse un plan de pensiones privado. Es decir, que las capas más débiles de la sociedad volverán a ser los paganos de una crisis económica utilizada como martillo pilón del llamado Estado del bienestar.

3 comentarios:

  1. Goliath Elías Alvarez Perez

    Que razón llevas Xavier. Tan solo te faltó comentar las prebendas de sus señorías en este campo.

    - Pensión máxima con 7 años de cotización.
    - Compatibilización con mil indemnizaciones u otro tipo de salarios pensionados o actividad a ejercer.

    La secta-casta endogámica de los parásitos nos aplasta y sangra, pero para ellos la vara de medir si que es distinta.

    ResponderEliminar
  2. Jose Antonio Palacios Sanchez

    Lo malo es que los que hacen estas leyes tienen un fondo de pensiones .......!! Que ironía !!!! que esta también sale de nuestros bolsillos . Su jubilación ,vale con 8 años el 100% y yo con 43 me quitaron el 20 % . Son ,han sido y serán unos miserables . Solo con quitar todas las empresas publicas donde están todos sus amigos y acompañado de ,sindicatos y patronal ,que como no quieren hacer cuentas abiertas ,pues no hay subvenciones .Quitar el Senado ,diputaciones y si es necesario autonomías y toda la legión de consejeros a DEDO y su cuantioso parque móvil . Ya estaba . De Cataluña ni hablamos ,depende del señor que manda y el dueño del cortijo PUYOL .

    ResponderEliminar
  3. Jose Villar Campuzano

    Son miserables ladrones, hay que añadir....

    ResponderEliminar