martes, 20 de mayo de 2014

La indecencia electoral de ERC



Los familiares de Pascual Maragall en 2007 cuando se declaró la enfermedad de Alzeimer al entonces President, recorrieron las notarias para que se decretara la incapacidad para tomar cualquier decisión no solo política, que ya obligado a dimitir voluntariamente de sus cargos, cierto es que no podía encabezar de nuevo la candidatura socialista porque ya estaba enfermo siendo presidente de la Generalidad, como atestiguaron los médicos que le atendían en España y en EEUU, sino que fue despojado de voluntad de tipo económica y patrimonial.
¿Se hizo todo esto para invalidar toda la carrera política de Maragall al frente de la Generalitat? Sí, de un cerebro enfermo solamente podía salir un proyecto suicida. Aquel proyecto se llamó Nou Estatut y aquellas aguas trajeron los lodos actuales.
El domingo  ERC utilizó ayer la figura de Pasqual Maragall, un hombre enfermo, desubicado y desorientado –basta ver las fotos- para su campaña electoral. Lo de Oriol Junqueras no tiene nombre, simplemente es indigno, pero lo realmente indecente y repugnante lo protagonizan dos personas: su hermano Ernest Maragall y su esposa Diana Garrigosa. Sin ningún tipo de pudor, utilizaron su figura para satisfacer sus propios fines políticos. En los económicos, Pasqual Maragall es un estorbo. No está a la altura por la enfermedad. Por eso, ha sido reducido a una mera figura decorativa y le han retirado toda potestad económica, tanto en la Fundación Catalunya-Europa, dirigida por el vicepresidente ejecutivo Ernest Maragall, como en la Fundación que se lleva su nombre, dirigida por la presidenta Diana Garrigosa.
En septiembre de 2011, Diana Garrigosa, decía en Antena 3 que Pasqual desde 2007 "ya no es el que era". En lugar de protegerlo y cuidarlo –al estilo de la familia Suárez o Reagan- no duda en pasearlo para que sea un figurante de Jordi Martí, candidato independentista derrotado en las primarias del PSC de Barcelona, al que acompaña a votar, o que sea un figurante en un mitin independentista de un partido contra quien había luchado en sus tiempos de lucidez.
La coherencia de esta señora no tiene límites. Abandonó el PSC en septiembre de 2006 porque su marido no era de nuevo candidato en las autonómicas por los socialistas. Argumentó, con el apoyo de determinada prensa, que Maragall fue descabalgado por el "malvado" aparato del PSC. Lo realmente cierto es que no podía encabezar de nuevo la candidatura socialista porque ya estaba enfermo siendo presidente de la Generalidad, como atestiguaron los médicos que le atendían en España y en EEUU. En su estilo, sin parangón, decía en noviembre de 2012, en un programa de TV3 presentado por el periodista Albert Om, "quiero ir a un mitin de un partido que sé seguro que no votaré". El domingo fue a un mitin de Esquerra Republicana.
La coherencia también es un síntoma en Ernest Maragall, su hermano. No sólo es capaz de asesorar a la multinacional farmacéutica Farmhispania, siempre muy ligada a su familia, siendo diputado para abandonar su colaboración cuando deja de serlo –curioso dato- sino que no resiste la prueba de la hemeroteca. El 8 de julio de 2011 decía alto y claro que no abandonaría el PSC para crear otro partido. Su proclama duró hasta el 25 de diciembre de 2012 fecha en la que presentó Nueva Izquierda Catalana. Desde entonces toda una carrera meteórica. Se presenta con ERC en las europeas, negocia con ICV para las municipales y se autoerige hombre de Mas en Bruselas. Con estos antecedentes, es lógico que sean capaces de utilizar la figura de su hermano y marido de forma indigna, indecente y repugnante. Una pena y una vergüenza.

12 comentarios:

  1. Jose Manuel Herrero Bonet

    No se detienen ante nada.

    ResponderEliminar
  2. Julio González Ibáñez

    ¿ Maragall (PSOE), jejejejejeje, estaba enfermo o majara ? jejejejejeje

    ResponderEliminar
  3. Goliath Elías Alvarez Perez

    Mayor indecencia es la de la familia Maragall que se presta a llevar a este pobre enfermo como si de un circo se tratase.

    ResponderEliminar
  4. LA VERDAD

    Pero la culpa "NO" es de Izquierda Republicana de la c.c.a.a. de Cataluña, (ESPAÑA), solo y exclusivamente es culpa de su propia familia que lo consintió, sin el menor sentido ni comun, ni de la responsabilidad hacia una persona muy enferma!!!.
    Pero que cada palo aguante su vela!!!.

    ResponderEliminar
  5. Azote

    Ese hombre,por su enfermedad,es un discapacitado,un monigote al que llevan de aquí para allá y no se entera de nada,un osito de peluche sin sentido común.Quienes lo utilizan de ese modo,tanto parientes como los demás,son unos indecentes amorales.Si eso lo hacen con una cabra o con un oso,las sociedades protectoras de animales,estarían poniendo el grito en el cielo.Y cuando se lo hacen a un ser humano ¿Quién protesta?

    ResponderEliminar
  6. Prieto Enrique

    Que vergüenza, que falta de escrúpulos tienen estos fanáticos e insolidarios nazional catalanistas. Exhibir aún pobre enfermo de Alzehimer, como antiguamente el populacho ignorante e inculto exihibia al "tonto del pueblo" y se reían y reían sus "gracias

    ResponderEliminar
  7. Jose Villar Campuzano

    Eloy, ya lo has dicho todo, asi es

    ResponderEliminar
  8. Eloy Sagüillo Rodríguez

    Si tuviesen un mínimo de vergüenza, deberían dimitir de todo y meterse voluntariamente en la cárcel por veinte años; pero como no la tienen siguen chupando el bote, tienen tanta práctica......

    ResponderEliminar
  9. José Ortega

    Indignante y vergonzoso lo que hacen con este Sr. que está con una grave enfermedad.

    ResponderEliminar
  10. Eloy Sagüillo Rodríguez

    ¿Se imaginan a un candidato egipcio sacando la momia de Tutancamón en sus mítines para dar pedriguí a sus gilipolleces?

    ResponderEliminar
  11. Rosa Cazon

    Este es el de papeles ,para todos.....

    ResponderEliminar
  12. Jose Villar Campuzano

    De que buena gente se rodeaba el Maragall, criai cuervos y te sacaran los ojos, son indeseables.

    ResponderEliminar