miércoles, 8 de mayo de 2013

¿Igualdad ante la ley?



Ayer tanto la Casa Real como los monárquicos de la casta política andaban celebrando si fuera un victoria judicial, la desconcertante decisión de a Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Baleares de que la infanta Cristina no acuda a declarar por el caso Nóos. Sin embargo, del auto emitido, mas bien parece que no se ha seguido el mismo criterio que el que se ha utilizado para mantener como imputados al resto de los implicados en el caso Nóos, empezando por el secretario de la infanta, Carlos García Revenga, como si la infanta fuera una mujer sin formación ni criterio a la hora de embolsarse sustanciosas cantidades junto a su marido. De esta manera se le ha restado la posibilidad de explicar ante la justicia su versión de lo ocurrido. Aunque lo más importante del auto deja abierta la posibilidad de que la infanta sí habría podido cometer: el delito fiscal.

Han creido que el hecho de formar parte de la Junta Directiva de Nóos no era indicio “suficientemente vehemente” para poder suponer que la Infanta conocía de la actividad de esta entidad, también se suma el hecho de que Doña Cristina era también socia al 50% de la entidad Aizoon y se beneficiaba de los ingresos, presuntamente ilícitos, que ésta obtenía de Nóos. Ahora aparecerán probablemente nuevos correos aportados por Diego Torres, que vendrán a fortalecer las sospechas de participación, a título de cooperadora necesaria, en las actividades presuntamente delictivas de su marido y socio.

Una citación para prestar declaración en calidad de imputado no es procesalmente lo mismo que una acusación formal, menos aun una condena, por mucho que lo confundan los que ya dan por culpable a la infanta y los que la quieren ver libre de toda mácula aunque sea a costa de situarla por encima de la ley. Lo que es evidente es que el criterio a la hora de suspender su declaración como imputada no ha sido en modo alguno el mismo que con el resto de los implicados. Lo que resulta bochornoso es el insólito comportamiento de la Fiscalía , como bien le ha reprochado el juez Juan Jiménez en su voto discrepante. Lo que es innegable es que la Casa del Rey se limita a expresar su “máximo respeto” a las resoluciones judiciales únicamente cuando le son favorables.


Flaco favor han hecho a la monarquía estos jueces con sus ganas de agradar, ya que consu dicisión va a justificar todos aquellos que llevan tiempo pidiendo la desaparición de la institución monárquica a los que refuerza sus argumentos que existen dos clases de ciudadanos, cuando no hace mucho el rey proclamaba la igualdad de los españoles ante la ley. Encima Gallardón presumiendo de igualdad ante la ley. La Corona sale muy perjudicada con esta decisión, ya que aunque momentáneamente la Infanta no tenga que sentarse ante un juez, si deberán tanto ella como su padre el rey dar toda clase de explicaciones a los ciudadanos sobre un asunto que se ha convertido ya en un culebrón.

15 comentarios:

  1. Maria Reverte Pozo

    JajajajJa! MENTIRA!!!

    ResponderEliminar
  2. José Cantos Gómez

    Cualquier persona en su sano juicio, piensa que no es cierto. Hay personas que nacen con estrellas y otras estrelladas.

    ResponderEliminar
  3. Justo Ruiz Ruiz

    ¡ Que vergüenza de País... !

    ResponderEliminar
  4. Goliath Elías Alvarez Perez

    Todos somos iguales solo que no nos medimos con el mismo sistema decimal. Ese es el problema. Pero iguales, iguales, somos. Queda muy bien en el papel.

    ResponderEliminar
  5. Jose Manuel Torcida Leal

    Esto tan solo demuestra lo corrupta que esta la justicia. Una justicia vendida al poder, donde la moralidad, el buen hacer, no existe, y es cambiada por dinero y peloteo. Este pais da asco, la monarquia este en plena decadencia, esto es una evidencia más, posiblemente en breve preescribiran los delitos de trincagarin, y lo que quede, sera ocultado debajo de la alfombra de nuestra obsoleta y corrompida justicia. Sabemos todos ya que la corrupta corona esta protegida por los políticos, fiscalia(gobierno), en sí por todo entorno judicial, bueno la parejita famosa, banqueros, barcenas y demás familia. Hace unos días salía el campechano, el cual, quería mejorar la imagen de la corona, con esto, la enmierdece más de lo que está, mejor que se calle la boca, ya que sus palabras son provocaciones.

    ResponderEliminar
  6. Juan Carlos Cruz

    Nosotros a pagar impuestos hasta por respirar, con 680 euros al mes y pagando impuestos para que todos ellos vivan como viven, transicion modélica le han llamado... se lo han estado preparando durante años... hay gente que dice que era mejor la otra dictadura -y empiezo a creer que es verdad- que esta nueva en la que vivimos, donde el pueblo es saqueado dia tras dia mientras reyes , políticos y sindicalistas cada vez tienen mas llenas las alforjas... deberiamos de sublebarnos todos a una y dejar de pagar impuestos para mantener a esta calaña ... ya esta bien.

    ResponderEliminar
  7. Ángel González

    Mi opinión sobre este asunto es que hay que distinguir a una exigua minoría que está realmente interesada por la justicia y preocupada porque exista una verdadera igualdad ante la ley, y luego una gran masa de antimonárquicos (bien sea por ideología, bien ciudadanos muy confundidos por tanta desinformación) que simplemente se están agarrando a esto como podrían haberse agarrado a cualquier otra cosa.

    Respecto a estos últimos, que parecen ser mayoría, o al menos da esa sensación por lo mucho que braman a diario desde que se conoció este caso, pienso que no les hubiese bastado con que la infanta hubiese sido finalmente imputada, sino que además este asunto tiene que finalizar sí o sí con una sentencia condenatoria ya que al fin y al cabo ya han sido condenados a "pena de telediario".

    En fin, que tal y como veo yo las cosas tampoco creo que se pueda decir que haya un gran interés por que exista una verdadera igualdad ante la ley, sino todo lo contrario, ya que se está negando algo tan básico para todos como es el derecho a la presunción de inocencia y directamente exigiendo un linchamiento.

    ResponderEliminar
  8. Goliath Elías Alvarez Perez

    Todos somos iguales solo que no nos medimos con el mismo sistema decimal. Ese es el problema. Pero iguales, iguales, somos. Queda muy bien en el papel.

    ResponderEliminar
  9. Alberto Olivera Muxí

    ESTAS PALABRAS SUENAN MUY BIEN PERO EN LA REALIDAD SE DEMUESTRA QUE NO ES ASI SOLO LA CASTA .MONARQUIA Y LOS QUE MAS GRITAN CONTRA EL CONTRARIO SE BENEFICIAN DE LA JUSTICIA QUE NORMALMENTE ES INJUSTA

    ResponderEliminar
  10. Mari Carmen Garcia Mora

    Pues sí. Igualdad.... Salvando las diferencias. Como debe ser.

    ResponderEliminar
  11. Margarita Velazquez Gonzalez

    aunque la justicia no es igual para todos, no me gustaría estar en su pellejo

    ResponderEliminar
  12. Claire Galvis

    el padre no sé como sigue vivo, con tanto disgusto

    ResponderEliminar
  13. Santiago Nuevo

    otra broma judicial..

    ResponderEliminar
  14. José Cantos Gómez

    Cualquier persona en su sano juicio, piensa que no es cierto. Hay personas que nacen con estrellas y otras estrelladas.

    ResponderEliminar