miércoles, 29 de enero de 2014

El saqueo de Andalucia 94 –UGT- PSOE-A – Casas del pueblo compartidas


Los cursos de formación para desempleados, generosamente subvencionados desde antes del estallido de la crisis económica por la Junta de Andalucía, no han sido un mecanismo de financiación exclusivo de UGT. También el PSOE, el partido que lleva al frente del Gobierno andaluz desde los inicios de la autonomía, se ha beneficiado secretamente de estos fondos. Hoy se ha conocido que en 2006 UGT mandó comprar de manera sistemática sedes del PSOE para justificar las ayudas de la Junta de Andalucía.
 
La clave está en las Casas del Pueblo, las sedes socialistas distribuidas por prácticamente todos los municipios andaluces y que en muchos casos son compartidas con el sindicato ugetista, que es quien (con el apoyo del PSOE y la Junta de Andalucía) los ha reconvertido en inopinados centros de formación para impartir los cursos formativos para parados, financiados con fondos públicos.
Hay dos vías de financiación de las que se habría beneficiado indirectamente el partido que dirige Susana Diaz. Por un lado, están las subvenciones otorgadas por la Administración autonómica con cargo a la formación para el empleo, parte de las cuales también se destinan a la adecuación de aulas para impartir los cursillos, lo que permitía rehabilitar parcialmente algunas sedes del PSOE andaluz con cargo a dinero procedente de la Administración.
Por otro lado, ese aulario habilitado en las casas del pueblo posibilita que se endosen parcial o totalmente gastos corrientes de las sedes socialistas a las subvenciones de formación. Y es que, como denunciaron los propios trabajadores despedidos por el sindicato ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), UGT ha venido cargando sistemáticamente a las ayudas públicas los costes derivados del funcionamiento de sus sedes -incluso de aquéllas en las que no se impartían cursos de formación-, pagando desde nóminas de personal de estructura hasta los gastos de limpieza, seguridad o mantenimiento de los aparatos de aire acondicionado con el dinero que debía haberse destinado en exclusiva a la formación de parados.
Hay que recordar también que UGT ha llegado a subcontratar a empresas para wque se encarguen de impartir los cursos para desempleados, asignados por la Junta a la organización sindical que encabezan Cándido Méndez a nivel nacional y Carmen Castilla en Andalucía.
El caso más pintoresco es el de la sociedad Planificación, Cooperación y Desarrollo (PCD), una empresa tapadera detectada por la Guardia Civil al conseguidor de los ERE falsos, el ex ugetistaJuan Lanzas, con la que facturó 7,9 millones de euros en cursos formativos de UGT-A, logrando márgenes de beneficios de hasta un 300%.
¿Cuántas son compartidas con UGT? ¿Y cuáles han sido destinadas a cursos de formación? La dirección andaluza del partido que encabeza Susana Díaz asegura que ignora el dato porque las sedes municipales del PSOE-A tienen una «gestión autónoma» por parte de las agrupaciones locales, que son las que llegan a acuerdos «con otras entidades» como, por ejemplo, UGT.
Se conocía ya asimismo que el marido de Susana Diaz, José María Moriche Ibáñez, había trabajado durante casi todo un año en labores auxiliares de los cursos organizados por UGT  vía Instituto de Formación y Estudios Sociales.  Pero ahora se sabe que la propia presidenta de la Junta de Andalucía y secretaria general del PSOE regional firmó un convenio de colaboración con el sindicato relativo a las sedes y cursos compartidos por ambas organizaciones y según el cual, los socialistas andaluces recibían dinero de los cursos de formación.
Susana Díaz firmó el 15 de abril de 2011, siendo secretaria de Organización del PSOE andaluz, un acuerdo con el recientemente dimitido secretario general de UGT Andalucía, Francisco Fernández Sevilla y el ya famoso Federico Fresneda, pieza clave de todas las salsas donde circula dinero de los cursos de formación.
Se firmó en el acuerdo que el aula sería "de disfrute conjunto", precisándose al final, en la disposición séptima, que sería destinada al alquiler para la realización de cursos de formación, cuya subvención por la Junta de Andalucía cubre los gastos del profesorado y los costes derivados del alquiler del local.

3 comentarios:

  1. joseda1990

    Yo no entiendo como la cúpula nacional de UGT no ha dimitido todavía, no puede ser hombre!! que tengas un escándalo tan grande en tu casa y no dimitas!! si es que además luego son los primeros en decirle al gobierno que dimita por escándalos en su partido, y con razón no se equivoquen lo piden con razón, pero lo que no puedes hacer es pedir sin dar ejemplo; claro que no es lo mismo decirle al vecino que dimita y pierda su salario €€€€ que dimitir uno mismo €€€

    ResponderEliminar
  2. AntiSaloio

    CADA DÍA SE LES VÉ MÁS EL PLUMERO !!! Los sindicatos son el dispositivo secreto e insospechado (hasta hoy) de la corrupción del PSOE. La izquierda es insospechable, y los sindicatos todavia más... celan por el bien y los intereses de los trabajadores... del pueblo llano. Que facil es engañar el pueblo!!! Cuando veo esto y que pasan el tiempo removiendo el estierco del franquismo para asimilarlo al PP y para darse buena consciencia, me dan vómitos.

    ResponderEliminar
  3. Manuel Alvarez

    Cualquiera con dos dedos de frente sabe que parte de lo robado por UGT en Andalucía va a el PSOE.

    ResponderEliminar