viernes, 24 de enero de 2014

Conspiración en el Nou Camp

El presidente del Barcelona, Sandro Rosell, ha anunciado este jueves su dimisión irrevocable en el cargo tras una reunión extraordinaria de la Junta Directiva en la que el mandatario ha expuesto su decisión después de unos días marcados por el caso Neymar y la admisión a trámite por parte del juez de la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, de la querella en su contra por presunta apropiación indebida en modalidad de distracción. Su gestión puede catalogarse como positiva ya que en sus tres años y pico de mandato ha obtenido dos ligas, una copa y una “Champion Ligue”.  
En concreto, el ilícito penal en el que podría haber incurrido Rosell es de haber distraído unos cuarenta millones de euros de los cauces legales en la contratación de Neymar. Como distracción es una buena cifra. Mi impresión es que estos millones no han ido a parar a sus bolsillos, millonario de nacimiento.  La complejidad actual para obtener la propiedad de estos cracks ha llevado a tomar acuerdos con otros de los “propietarios" del jugador que no se habrían publicado, eludiendo a la hacienda pública.
Bartomeu, hombre de confianza de Rosell y hasta ahora encargado de supervisar los aspectos deportivos del primer equipo de fútbol, de la mano del director deportivo, Andoni Zubizarreta, cogerá el relevo ahora como presidente, el 40º de la historia. Algunas informaciones apuntan que Bartomeu habría firmado también el contrato de Neymar, por lo cual su posición podría estar también en la cuerda floja en un futuro.
El temor ahora es si Bertomeu que intervino activamente en este contrato podría ser imputado también, lo que podría llevar a unas elecciones anticipadas, que es lo que desean sus adversarios.
Tengo la seguridad que Rosell ha caído bajo una conspiración que llevaba tiempo gestándose dentro del club, y lo ha confirmado por las amenazas que ha estado recibiendo estos últimos días. Rosell habría dimitido presionado por CDC, formación con la que mantiene excelentes relaciones, y que vio con más que buenos ojos su ascenso al asiento central del palco del Camp Nou. El motivo sería el temor a que las posibles consecuencias de la querella por apropiación indebida en el fichaje de Neymar perjudiquen a la toda la junta directiva de Rosell e imposibiliten mantener el control del club por parte de CDC.
La clave de este movimiento podría ser la voluntad de CDC -con excelentes relaciones con Rosell, donde el entonces candidato Artur Mas y destacadas personalidades del mundo político, económico y mediático acompañaban al futuro presidente azulgrana- de seguir controlando indirectamente el club -no lo había conseguido ni durante el nuñismo ni en la época de Laporta- a través de una candidatura continuista presumiblemente encabezada por Vilarrubí, auténtico hombre fuerte de la junta directiva y con fuertes vínculos con la cúpula de CDC desde hace más de 30 años.

5 comentarios:

  1. Francisco Bartolome de Andres

    SI LA CAGADO PUES QUE DIMITA ESO NORMAL. PERO EN ESTE PAIS CUIDADO QUE CUESTA DIMITIR A LOS ALTOA CARGOS

    ResponderEliminar
  2. Javier Zamo

    Los independentistas catalanes convertirán este asunto como un ataque a Cataluña, tiempo al tiempo. Así son las mentes enfermizas del nacionalismo catalán.
    Uno de Barcelona

    ResponderEliminar
  3. Jose Nates

    Rosell es algo Mas que un president.

    ResponderEliminar
  4. tersites23

    Bertomeu de presidente, porque no sabía nada. ¡Como la infanta Cristina!
    Vamos, un poco de coherencia. No se donde están los cincuenta millones de euros que faltan, si se los ha llevado Rosell o también su junta con el apoyo de Zubizarreta (Butifarreta es su alias); pero lo que parece claro es que el chanchullo se lo han montado entre todos, dolosamente (todos se han llevado pasta) o culposamente (no vigilando la actuación del presi antes y ahora presi(diario en ciernes).

    En cualquier caso ninguno de la actual junta está legitimado para continuar, se deben convocar elecciones anticipadas y depurar responsabilidades sociales y penales. ¡Ahora el que nos roba es el club! ¿Lo pongo también en polaco?



    ResponderEliminar