sábado, 26 de octubre de 2013

Los presupuestos para 2014

Desde el Gobierno el ministro Montoro está intentando dar la impresión de que ya se ha terminado la crisis y todos los ministros han salido esta semana a comentar lo bien que España está, solo por la aparición de un pequeño repunte en la depresión a la que estamos abocados. Mientras siguen cerrando centenares de empresas, los bancos siguen sin dar créditos  y en la calle no se nota absolutamente nada de lo que está diciendo el gobierno. Estamos en el momento de presentar los presupuestos para 2014 y se trata de no poner trabas desde el gobierno para su aprobación.
No puedo mostrarme optimista para el inmediato futuro. Los números no van a mejorar si nos atenemos a esta propuesta que se fía el cumplimiento del objetivo de déficit a la mejoría en la actividad económica. No se aborda la corrección de ninguna de las causas que nos han llevado hasta aquí. La estructura estatal sigue sobredimensionada, despilfarrando valiosos recursos en el funcionamiento de entes y organismos completamente inútiles y prescindibles, al tiempo que el gasto público, lejos de reducirse, se mantiene en máximos históricos. Su mantenimiento durante estos años de crisis se ha materializado en numerosas e inéditas subidas de impuestos que, por desgracia, han terminado por configurar una de las cargas fiscales más pesadas de toda Europa, una histórica losa tributaria que resta capacidad de consumo, ahorro e inversión a familias y empresas.
Aparte del aumento para pago de intereses a la deuda y financiar el pago del paro, para 2014 se piensa seguir aumentando las partidas para pago de personal en gobierno central autonomías y empresas públicas. A pesar de tener sus salarios congelados. Quiere decir que el gobierno no piensa desmantelar esta enorme tela de araña administrativa que siendo totalmente ineficiente, solo sirve para  colocar con altos salarios a familiares y amigos de políticos de todo signo. Siempre a costa de suprimir o rebajar Gastos en inversiones públicas, gastos de conservación de patrimonio  y la financiación de I+D. Las comunidades siguen este mismo camino.
Como el pago de impuestos ni siquiera alcanza para cubrir la totalidad del gasto, el sector público ha incurrido en abultados déficits para poder mantener su edificio en pie. España lleva cuatro años consecutivos registrando un agujero fiscal superior a los 100.000 millones de euros. Sin ir más lejos, el déficit de 2012 se situó en el 10,6% del PIB -incluyendo ayudas bancarias-, el más elevado de la UE. Como resultado, la deuda pública se ha disparado en más de 500.000 millones de euros desde el estallido de la crisis. Esta inmensa factura explica, en parte, la sequía de préstamos que sufre el sector privado, ya que las inmensas necesidades financieras del Estado acaparan el escaso crédito existente, expulsando así del circuito a proyectos empresariales solventes y viables. El PP se queja ahora amargamente de que los bancos no dan crédito, requisito básico para impulsar la recuperación, y, sin embargo, miente, demostrando, además, una gran hipocresía. Crédito hay, sin duda, peroson los políticos quienes lo acaparan por negarse a equilibrar sus cuentas, eliminando por completo un déficit que resta capacidad a la economía productiva para crear riqueza y empleo.
A pesar de que el número de parados bajó en 72.800 personas en el tercer trimestre y acumula una caída de casi 61.000 en lo que va de año gracias al leve repunte que está experimentando el sector privado, único y auténtico artífice de la creación de riqueza y empleo. De hecho, entre marzo y septiembre, empresas y autónomos han logrado generar cerca de 200.000 nuevos puestos de trabajo, algo inédito en este mismo período desde 2007, cuando se generaron casi 442.000. Pese a ello, España sigue registrando una tasa de paro próxima al 26%, con más de 5,9 millones de desempleados, una cifra estratosférica, impropia de un país desarrollado, que refleja la dramática situación que sufren numerosas familias.
Así pues, urge alcanzar un crecimiento firme y sostenido capaz de crear empleo neto de forma intensa para reabsorber en el menor tiempo posible el ingente número de parados que sigue existiendo en la actualidad. Para ello, es imprescindible que surjan nuevas empresas, que las ya operativas cuenten con un amplio margen de actuación para poder invertir y adaptarse rápidamente a los cambios y que el sector privado goce de la financiación necesaria para poder desarrollar sus proyectos El problema sigue siendo que el sector público supone un gran lastre para la consecución de tales objetivos, ya que vampiriza la economía mediante impuestos elevados y una ingente deuda cuya financiación monopoliza el escaso crédito disponible.

6 comentarios:

  1. Fernando Barón ·

    HAY QUE DESPEDIR A UN MILLÓN DE FUNCIONARIOS. Carencias industriales y administración hinchada: las dos caras del subdesarrollo.

    ResponderEliminar
  2. Miguel Pascual

    100.000 Milllones de euros entre 13.000.000 de contribuyentes son 7.692€ de credito que han pedido al banco por nosotros. Por 4 años son 30.769€ que debo. Dentro de 4 años debere 60.000. ¿Como podemos evitar que pidan prestado dinero en nuestro nombre? Si cada año pasaran a cada contribuyente un impuesto especial de 7.692 para cubrir el deficit (cambiar aceras, aeropuertos, aves, asesores, convenciones, centros de interpretacion,...) creo que todos lo entenderiamos, y aunque no nos gustase, lo pagarariamos de buen grado, ya que es por el bien comun. 7.692€ / 12 meses = 641 eurs/mes (me lo quito del tabaco).
    Es como si una persona que gana 1.300€ netos de sueldo, viene un familiar y a escondidas, y se gasta 641€ dejandole con 659 euros para el mes.(de los 659€ pagara un 30 % = 200 e de IVA y tasas al estado).
    Es como si una persona que gana 1.000€ netos de sueldo, viene un familiar y a escondidas se gasta 641 e dejandole con 341 euros para el mes (de los 341€ pagara un 30 % = 100 e de IVA y tasas al estado).
    Es como si una persona que gana 2.000€ netos de sueldo, viene un familiar y a escondidas se gasta 641 e dejandole con 1.359 euros para el mes (de los 1.359€ pagara un 30 % = 400 e de IVA y tasas al estado).
    El salario medio neto mensual de los españoles es de 1345€, un 68% de los 13.000.000 de españoles que trabajan gana menos de 1.200€ netos al mes. ¡¡¡Que paren de gastar ya¡¡¡

    ResponderEliminar
  3. Goliath Elías Alvarez Perez

    Nosferatum, ¡¡¡¡¡¡¡MENTIROSO!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  4. Marisa Vampi

    A lo mejor es que el ha salido de la crisis , y por eso esta tan feliz.....

    ResponderEliminar
  5. Conchita Monsó

    Ya, y una ?>~%*>#||#^,**%|<^. Montoro al ?>*~^%~#^|*^~}>$

    ResponderEliminar
  6. Segundo Garcia Gonzalez

    Yo creo que tendríamos que coger al Montoro por los cuernos.

    ResponderEliminar