martes, 23 de octubre de 2012

El fracaso del P.P. en el Pais Vasco


La incontestable victoria de Núñez Feijoo en Galicia le está sirviendo a Mariano Rajoy para ocultar los desastrosos resultados obtenidos por Basagoiti en el Pais Vasco. De esta manera el P.P. se ha convertido en un partido poco menos que marginal en este territorio. No sirve la excusa de que la participación  de Bildu  ha restado votos a todas las fuerzas políticas. La única manifestación sobre esta cuestión por parte de Mariano Rajoy ha sido su confianza en el candidato Basagoiti, cuando su torpe y acomplejado orgullo de proclamar en cada entrevista que dirigían un PP "más cercano a la sociedad vasca" nos ha llevado a ser abrumadoramente abandonados por los votantes vascos.

El actual PP, con 129.907 votos y la obtención de 10 escaños, se ha convertido en el cuarto partido del arco parlamentario vasco, a gran distancia del PP de María San Gil (15 escaños) -también entonces concurría la formación batasuna- y a años luz del PP de Mayor Oreja (19 escaños) que llevó a los populares vascos a ser la segunda opción política de los ciudadanos, se ha convertido en una fuerza impotente en el Parlamento Vasco. Los 326.933 votos de Jaime Mayor parecen un sueño, y sus 19 escaños, inalcanzables. De dominar en Alava a perderla con estruendo precipitándose a la cuarta posición en una pérdida dramática sin paliativo alguno. De estos resultados no es justo atribuirlos exclusivamente al candidato Basagoiti, sino a Mariano Rajoy y su política exclusivamente.

La obsesión de Mariano Rajoy por apartar de la política vasca a valores como Mayor Oreja o Maria San Gil y la liberación del asesino Bolinaga en contra de la opinión de quienes están luchando dia a dia contra la insoportable presión nacionalista, ha llevado a su desmoralización y que se queden en su casa al menos hasta que exista un discurso serio y racional que les defienda de los problemas de exclusión que solapadamente vuelven a notarse contra ellos, a pesar de que ahora los etarras que mandan en muchos ayuntamientos hayan guardado sus pistolas debajo la mesa.

Si al PP le queda un ápice de patriotismo, y la ceguera de su aparato le permite una rendija de luminoso raciocinio, hoy ha llegado el día de asumir responsabilidades y empezar de nuevo.

6 comentarios:

  1. wawaron

    ¿Y para esto desalojaron a María San Gil? No lo hubiera hecho peor y además seguro que les hubiera cantado 7 verdades en la cara a los Bilduetas.

    ResponderEliminar

  2. flor0987

    Está demostrado. Los blandiblus no pueden con los etarras. Si vuelve el sr. Mayor Oreja, las próximas elecciones volverían a contar en vascongadas, con estos....desaparecerán. No se puede sacar al carcelero de Ortega Lara a la calle, y esperar que la gente te vote. Gravísimos errores por parte de Rajoy en el tema ETA, y eso le va a costar el puesto. A ver si vuelven Esperanza Aguirre, Mayor Oreja, María San Gil, Carlos Iturgáiz,...Si no hay gente con valores que defienda a las víctimas, ETA ya ha ganado.

    ResponderEliminar
  3. Jose Antonio Palacios Sanchez

    Muy cierto

    ResponderEliminar
  4. Nieves Llavona Hevia

    Solo hablan de las gallegas que son las que ganaron, pero tampoco cuentan que perdieron 100.000 votos.

    ResponderEliminar
  5. Jhetró Zappa Tones Band Eljodioerrante

    El Fracaso del PP. PUNTO

    ResponderEliminar
  6. Santiago Nuevo

    se lo han ganado a pulso..

    ResponderEliminar