jueves, 25 de octubre de 2012

El enfermo terminal


Josu Bolinaga, el asesino de tres guardias civiles y más conocido por secuestrar en 1996 a José Antonio Ortega Lara –a quien mantuvo encerrado en un zulo de 3 metros de largo por 2,5 de ancho y 1,8 de alto durante 532 días–, disfruta a estas horas de la libertad que la Audiencia Nacional le ha concedido tras otorgarle el Gobierno el tercer grado, por encontrase, supuestamente, en fase terminal.

Justo a su salida del hospital donde estaba siendo tratado del cáncer que teóricamente lo tiene que llevar a la sepultura dentro de pocas fechas, lo hemos podido ver, uno de los asesinos mas notables de la  ganadería etarra Bolinaga se fue a la fiesta con la que sus simpatizantes le dieron la bienvenida en su pueblo, Mondragón, con banderas a favor de los terroristas presos y al grito de "Jo ta ke, irabazi arte!" ("¡Dale hasta conseguirlo!"), una de las proclamas habituales de la banda terrorista y su entorno a la hora de defender su criminal y mal llamada lucha armada.

Este miércoles ha estado de paseo y de bares por las calles de Mondragón y por su apariencia es que seguiremos viéndolo con esta rutina durante mas tiempo del previsto ante el monumental enfado de sus victimas y el estupor de los ciudadanos que no entienden como este asesino que no se ha arrepentido en ningún momento de sus fechorías esta en la calle tan campante sin haber cumplido la totalidad de su condena.

Basta ver la rápida salida del hospital de este asesino, Josu Bolinaga, y la forma en que está disfrutando de su inmerecida libertad para darse cuenta de hasta qué punto tenían razón la forense encargada del caso, Carmen Baena, y el fiscal cuando se opusieron a su suelta y desmintieron que su enfermedad estuviera tan avanzada.

Todos nos podemos hacer una idea del escarnio que produce un espectáculo como este para todas las víctimas del terrorismo. Especialmente si se tiene en cuenta que se produce 48 horas después de que el otrora ilegalizado brazo político de ETA, Bildu, haya obtenido unos magníficos resultados en las elecciones autonómicas vascas.

Este Gobierno que con la figura del ministro de Interior Jorge Fernandez Diaz que voluntariamente ha heredado y proseguido la indigna y envilecida política de apaciguamiento de Zapatero ha presentado esta flagrante injusticia como si de un imperativo legal se tratase. A falta de justicia para las víctimas, sólo cabe ya recurrir a su memoria. En cuanto a la dignidad, las víctimas siempre la conservarán: les sobra tanta como le falta a nuestras clases dirigentes.

14 comentarios:

  1. Vima Ahuir Perles

    Qué vergüenza de Justicia , qué inexplicable gestión política , qué absurda legislación y qué pena de país. ESTO es España

    ResponderEliminar
  2. Remedios Diaz Delgado

    No se de que nos extrañamos, hace lo que cualquiera en su situación haría. Lo que llama la atención es lo que hace la AN y el Gobierno...cobardes.

    ResponderEliminar
  3. Carloss Of The Road

    Creo que todos conocemos o conocimos a alguien en estado terminal a causa del cáncer. No es este el caso. Se rumorea que el médico que le dio el alta no dio parte a la "justicia" y también que el PP "esconde" su fotografía. Espero ansiosamente que se investigue quién ha difamado de esta manera. Mientras no sea así, me los creo. Esto es un cachondeo.

    ResponderEliminar
  4. Reme Bernabe Chico de Guzman

    Es triste leer este tipo de noticias No me gustaría estar en el lugar de las victimas ni de sus familiares Muy triste e injusto

    ResponderEliminar
  5. Carmen Barreiro

    En ese hombre se refleja todas las victimas de ETA .... habria q darle una estocada:)

    ResponderEliminar
  6. Julio Liarte Parres

    Es lamentable que este señor se beneficie de las medidas y normas del estado de derecho que él mismo ha jurado destruir. Es lamentable que pueda pasearse libremente, sin haber pedido perdón antes públicamente, mientras sus víctimas están en el cementerio. Mi solidaridad y empatía con las víctimas del terrorismo etarra que tienen que soportar esta afrenta.

    ResponderEliminar
  7. Casto Pascasio Escolá

    Tanta generosidad, me parece muy bien- Entos me hago dos preguntas : que ¿opinan las victimas ? ¿ cuantas victimas del terrorismo hay entre los que promulgan estas leyes y entre los jueces que las interpretan ?

    ResponderEliminar
  8. Delia Saavedra Brichis

    Esto es la mayor desvergüenza del gobierno de Rajoy.

    ResponderEliminar
  9. Gonzalo Rodríguez-Colubi Balmaseda

    Han demostrado Rajoy y adláteres gubernamentales, con total falta de patriotismo y sentido del honor, lo que suponíamos. Desprecio total a las víctimas, sus familiares y los españoles de bien. Que no son pocos.

    ResponderEliminar
  10. Joaquín Aznar Guerra

    Por no decir otras barbaridades que se le vienen a uno a la mente

    ResponderEliminar
  11. Aurora Díaz-Otero López

    El auténtco 'enfermo terminal', es el Estado de Derecho.

    ResponderEliminar
  12. Rosa Maria Vincent Badal

    A este tipo lo llevan para que descanse en su casa y muera allí si es que es lo que le espera cuando el no ha dado la oportunidad de morir en su casa a los que asesinó, por lo tanto no debía haber salido y debía morir allí como un asesino sin ningún derecho, como el privo a sus víctimas de todo derecho, el más importante,la vida. Una vernos ver a este tipo ya por la calle. Da asco!

    ResponderEliminar
  13. Santiago Nuevo

    TOTALMENTE DE ACUERDO

    ResponderEliminar
  14. Manuela Martinez Martinez

    Ese es el gran problema de España, todo está podrido.

    ResponderEliminar