lunes, 7 de marzo de 2016

De charnegos y rufianes



El twit de Arturo Pérez Reverte sobre la intervención de Gabriel Rufián en el Congreso de los Diputados ha marcado las visitas a Twiter este fin de semana. No tanto por aquello que decía, a lo que estamos acostumbrados, sino por cómo lo decía y sobre todo por la condición de charnego que se arrogaba. El diputado de ERC se confesó charnego. Vive evocando a sus antepasados no por sus méritos o nobles sentimientos –algo que es común y respetable–, lo hace por su origen. 

Ayer escuché el discurso de Gabriel Rufián (ERC) en lo de Sánchez. La España que sentó en el Parlamento a ese joven merece irse al carajo.

Que descienda de andaluces y haya transmutado en un belicoso independentista le convierte en un catalán útil para aquellos que viven subrayando la pureza de su origen catalán, en la raíz genética de sus antepasados, en la estúpida creencia de que existen líneas genealógicas privilegiadas. El charnego Rufián no es un charnego cualquiera. Su figura es la de un charnego útil a la causa secesionista. Vamos, aquellos nacionalistas catalanes más radicales, furibundos y aldeanos. Los catalanes que Xabier Arzalluz llamaría del RH.

Hasta ahora los charnegos útiles se hacian perdonar sus orígenes, lengua, costumbres y formas de vida como si la nueva Catalunya prometida fuera una unidad de destino en lo universal. Esa nación uniformizada que defienden, con la historia convenientemente reparada, los medios de comunicación sin licencia crítica y un buen corpus funcionarial aleccionado gracias a una enseñanza homogeneizadora no entiende más que un país dibujado en las mentes retorcidas de intelectuales y periodistas al servicio de la causa y de los que la Administración hace tiempo que conoce sus cuentas corrientes para que no falte de ná.

A partir de ahora los diputados que tienen que exhibir su declaración de renta para acceder al hemiciclo, me temo que a partir de esta demostración de pureza genealógica, no tendrán mas remedio que ir al Congreso con el árbol genealógico bajo el brazo. Creo que los dirigentes de ERC entienden que eso es un valor añadido para quienes subrayan la pureza de pasado. 

Aunque creo que escuchando las amenazas del Sr. Rufián, puede decirse que su apellido hace la mejor definición del personaje.

3 comentarios:

  1. Mariano Jose Pastor Rios

    Y que opiniarán los ciudadanos que han ubicado al Sr Rufian en el congreso de los diputados...seguramente los electores al votar al intelectual Rufian, esperaban defendiera otros intereses y propuestas en el congreso de los diputados, y no tanto así, la enardecida defensa que hizo el intelectual de referencia de su "digna genealogía"... la misma, y según las crónicas esta vinculada a oficios tradicionales como los de la Albañilería y el Taxi....quizá las proximas ponencias del Sr Rufian estarán relacionadas con nuevas normativas que afecten a estas dignisimas profesiones

    ResponderEliminar
  2. csolivah_38833

    Este Rufian, que no se sabe de dónde sale ni de su trayectoria seguro que no habrá leído a Kafka ni sabrá quien es. Creo que se informa en google y es profundo ignorante. Claro que esto se puede extender a toda la clase política....Por qué no se vuelve a Platón? Le recomiendo al Rufian y a los políticos la lectura de LA REPUBLICA. Claro, que de llevarse a efecto los principios de este texto se quedaban sin trabajo...y dudo que pudieran realizar cualquier actividad profesional...

    ResponderEliminar
  3. vallèsword

    Si yo fuera indepe charnego me preguntaría si ERC no tiene a otro político más preparado (su currículum sonroja para tan remunerado cargo), sin su pobre oratoria (por llamarlo algo) y sus déficits de comunicación verbal y o verbal. Claro, entiendo que el nacionalismo-ultra obedece y adora a sus líderes. La autocrítica es mucho pedir.

    ResponderEliminar